como tener un cerebro saludabre tercera parte

 

 

Las  espinacas  al ser rica en potasio la  espinaca  es excepcionalmente buena para  el cerebro,  el potasio ayuda a mantener la  conductividad eléctrica del cerebro  esto ayuda a producir las señales a la  velocidad del rayo  entre las neuronas  lo que a su vez  mejor   al pensamiento así como la capacidad de  recordar  llena de antioxidantes la  espinaca también protege las células  cerebrales del daño.

 

Esta verdura de hoja verde  también   está cargada con nutrientes como el  ácido fólico  magnesio vitamina E y K  que ayudan a prevenir  la demencia para   pensar con más claridad y responder  rápidamente  como espinaca y otros  vegetales verdes.

 

El  brócoli  los científicos  han descubierto que un  compuesto  conocido como colina que se encuentra en el brócoli, es  extremadamente beneficioso para el  cerebro  la colina tiene el potencial de  estimular el crecimiento de nuevas  células cerebrales y las conexiones   neuronales que son esenciales para la  memoria.

 

Los estudios también han encontrado  que  la deficiencia  de colina  puede  causar  defectos del tubo neural  en los recién  nacidos  además al ser  una fuente excelente de  vitamina K  el brócoli  mejora el funcionamiento  cognitivo y mejora la capacidad  intelectual  una taza de brócoli hervido     tres veces  a la semana  aumentará  tu capacidad cerebral

Anuncios

pay de espinacas y queso

spinazietaart-met-feta-1000x600

Dificultad: Media

Las cebollitas de Cambray sofritas con pimientos amarillo y rojo son una colorida guarnición para este plato.

Ingredientes:

  • 275 g de espinacas picadas, congeladas
  • 1 taza de harina de trigo
  • 1/2 taza de harina de trigo integral
  • 1/4 cucharadita de sal
  • 1/3 taza más 1 cucharada de aceite de canola o de aceite de oliva
  • 3 cucharadas de agua fría
  • 1/2 taza de queso cottage
  • 1/2 taza de media crema
  • 4 huevos grandes
  • 1/4 taza de queso parmesano rallado
  • 1 cucharadita de hojas de tomillo secas, restregadas

Preparación:

  1. Descongela las espinacas, en el horno de microondas o en una coladera bajo chorro de agua caliente. Escúrrelas y exprímelas.
  2. Para preparar la costra del pay, mezcla las harinas con la sal. Incorpora el aceite y una cucharada de agua a la vez, hasta que la masa no se separe al formar una bola. Extiéndela en papel encerado y forma un círculo de 25 cm de diámetro. Acomódalo en un molde de 23 cm de diámetro.
  3. Precalienta el horno a 200ºC. Con un procesador de alimentos o con una licuadora, muele el queso cottage y la media crema hasta que desaparezcan los grumos. (Como opción, pon el queso en una coladera fina e incorpora la media crema). En un tazón mediano, bate los huevos un poco. Añade la mezcla de queso cottage, el queso parmesano y el tomillo. Agrega las espinacas y revuelve.
  4. Vierte la mezcla de espinacas sobre la costra para pay. Mete el pay en el horno durante un lapso de 25 a 30 min o hasta que un cuchillo salga limpio después de introducirlo en el centro del pay. Sirve de inmediato.